11.5.09

Porque finalmente, lo que te gusta es esto. Estar en este punto, sumergida en cualquier canción, respirando humo, llorando agua negra. Así te gusta estar.

Por eso, cuando sabes que las cosas empiezan a ir bien, buscas algo, lo que sea, para arruinarlo. Buscas una palabra, una mentira, un par de labios.

Los buscas y los consigues, consigues luego que te abandonen y así te vuelves a sentir vacía. Te conozco y conozco de sobra tus juegos.


Conozco tus viciosos círculos de agua y llanto, de sangre y mentiras. Te veo bailando, feliz, mientras lloras.

¿Dónde perdiste la razón?

No hay comentarios: