6.5.14

Quisiera decirte todo lo que pasa por mi cabeza cuando te veo, cuando te acercas y escucho tu respiración. Quisiera que todo lo que invento cuando pones tu mano casualmente sobre mi cuerpo sea realidad, estoy pasando demasiado tiempo pensando en ti, pensando en las posibilidades de que esto se concrete, pensando en que debo dejar de pensar porque es demasiado absurdo. Tú me das espacio y luego me bordeas haciéndome sentir un poco inútil. Me das alas pero no me das cielo, o me das cielo y alas de cera y soy Ikaro perdido en el infierno que creas o que creo o quizás ninguna de las anteriores.

Eres electrizante. Logras ponerme la piel de gallina solo con tu voz, logras que mis ojos se pongan chinitos cuando me río, logras que me ría fuerte y tengo miedo porque siempre estamos llamando la atención y no es lo que quieres, ¿no?

Ya no sé lo que quieres, pero algunas veces siento que me quieres a mí. Hago todo lo posible para que me notes, hago todo lo que tengo que hacer para que me notes, hago más cosas de las necesarias para que me notes y no entiendo, no tengo resultado, por favor, nótame, léeme los pensamientos, adivina lo que siento.


No hay comentarios: